Buscanos en las redes

columnas

Caso Paulina: digno de una novela negra

Publicado

el

Comparte esta nota

El asesinato de Paulina Lebbos, 15 años atrás, continúa envuelto en un misterio insondable hasta ahora. Tiene en sí todos los elementos de la novela negra policial, que bien podrían haber abordado Georges Simenon o Raymond Chandler para deleite de sus lectores. Aquí hay una muerte concreta, de características brutales, y no la imaginación de un novelista. Después de tres lustros y de que la causa pasara por tres fiscales, sin resultados positivos, acaba de abrirse una nueva línea de investigación, a cargo del cuarto fiscal, Carlos Sale. ?ste, contrariamente a sus colegas que le precedieron en la pesquisa, se movió con una celeridad inusitada, pues conoce el expediente hasta en sus mínimos detalles, porque él fue el fiscal acusador en el juicio.   

Sale, a poco de tomar la causa, dispuso la indagatoria de César Soto, la pareja de la estudiante de artes, bajo la hipótesis de que éste la mató en su casa, estrangulándola, en la madrugada del 26 de febrero de 2006, después que la joven llegara de bailar con sus amigos en un boliche del Mercado de Abasto. Aunque parezca increíble, Soto en estos 15 años desde ocurrido el crimen, nunca fue citado por la Justicia.

En opinión de Sale, Soto, que en ese tiempo era subsecretario de Gobierno, para hacer desaparecer el cuerpo, habría pedido colaboración a Sergio Kaleñuk, hijo del secretario privado del entonces gobernador José Alperovich, con influencias sin intermediarios, en la Casa de Goberno. En su momento se dijo que el cadáver fue escondido en una casa precaria que Kaleñuk padre tenía a orillas del lago El Cadillal. Esa casa, de pronto, fue desmantelada. De allí, el cuerpo habría sido llevado hasta unos matorrales a la vera del camino a Raco, donde fue encontrado por dos peones, hermanos, cuidadores de caballos de polo, aunque la comisaría de Raco se adjudicó el hallazgo.

Soto negó toda vinculación con el femicidio. En cambio, Sergio Kaleñuk se negó a declarar. Aunque ambos sostienen que no se conocen, se habría establecido su vínculo porque los dos habrían pertenecido a la barra brava de Atlético Tucumán.

Copyright © 2021 - Quediario.com.ar

A %d blogueros les gusta esto: