Buscanos en las redes

Economia

Sin licitación, entregan un banco para tapar cloacas

Publicado

el

Comparte esta nota

Por Máximo García Hamilton

 

La Provincia planea desprenderse de la parte que posee del Banco Tucumán Grupo Macro por un verdadero precio de ganga: $ 400 millones. El proyecto de ley ya está en calidad de borrador en la Fiscalía de Estado, en Casa de Gobierno y estipula que la venta se hará sin licitación previa.

De acuerdo al documento, la intención de la venta es obtener financiamiento para destinarlo a obras de la Sociedad Aguas del Tucumán (SAT). Sin embargo, el precio de venta parece muy subvaluado, teniendo en cuenta que el organismo bancario maneja el total de los movimientos financieros de la Provincia.

Actualmente, el Superior Gobierno de la Provincia de Tucumán es titular del 10% de las acciones del Banco. El 89,93% está en manos del Grupo Macro SA, del empresario Jorge Horacio Brito, que ocupa el puesto número 10 de los multimillonarios más acaudalados del país. El 0,07% restante pertenece a otros inversores.

 

Composición accionaria del Banco del Tucumán. Fuente: http://www.bancotucuman.com.ar

 

Ese 10% es el que se pondrá a la venta si es que la ley resulta aprobada por la Legislatura. El comprador, además, obtendrá el compromiso por diez años de que el Estado Tucumano seguirá manejando sus finanzas a través de ese banco. Además de las cuentas sueldo de al menos 90.000 clientes cautivos (los empleados públicos de la provincia), operará con todos los movimientos financieros que realice el Estado Provincial. Los créditos con descuento por planilla también se realizarán, durante la siguiente década, a través de esa entidad bancaria. Es decir: comprar el 10% del Banco del Tucumán a precio tan bajo representará una oportunidad única.

Los términos de la operación fueron acordados en reuniones informales con los dueños del Banco Macro, actual tenedor del 89,3% de las acciones, que sería, justamente, el comprador del 10% de la Provincia. De esta manera, el poderoso grupo inversor se convertirá (sin licitación) en el agente financiero de la Provincia. Las negociaciones de la trascendente operatoria para el futuro de las finanzas provinciales fueron realizadas en la más absoluta discreción, entre gallos y medianoche.

La justificación de esta venta es que se destinará ese dinero a obras de la SAT. La empresa que administra el servicio de agua potable y cloacas de Tucumán viene siendo, en la última década y media, la más cuestionada de la administración pública. Su titular, Fernando Baratelli, reconoció que el servicio es «??malo»?. En declaraciones a La Gaceta, esbozó la cantidad de dinero que se necesita para mantener el servicio actual y cambiar todo el sistema de cañerías sólo de San Miguel de Tucumán: son, al menos, U$S 500 millones cada uno. Sí, leyó bien, de dólares.

Eso significa que la Provincia se desprenderá de un capital valioso (por las impresionantes ganancias que dejan los movimientos financieros del banco) a cambio de obtener una cantidad de efectivo que no llega al 2% de lo que necesita la SAT para sanear sólo San Miguel de Tucumán.

Copyright © 2021 - Quediario.com.ar

A %d blogueros les gusta esto: