Buscanos en las redes

Política

Interna PRO: Patricia Bullrich dice que su candidatura es irreversible

Publicado

el

Comparte esta nota

Los rumores de un acuerdo de tregua y reconciliación entre Mauricio Macri y Horacio Rodríguez Larreta comenzaron con el trascendido que comentó el periodista Carlos Pagni y se fue instalando muy fuerte en el círculo rojo y sobre todo en la dirigencia del PRO. La data tuvo más impacto cuando desde el larretismo le dieron entidad al rol que tendrían Edgardo Cenzon, Nicolás Caputo y Daniel Angelici. Sin embargo, desde el macrismo le bajaron los decibeles y cerca de Patricia Bullrich aseguraban anoche que se trataba de una “operación política”.

Lo concreto es que el run run que empezó a circular esta semana tiene algo cierto pero no llegó a concretarse todo lo que se dejó trascender. “Mauricio no tiene ningún apuro y quiere manejar sus tiempos, querer instalar que cerró un acuerdo con Horacio y que se va a quedar con algunos ministerios es una falta de respeto a la inteligencia de ambos”, comenta con cierto fastidio un habitual interlocutor del expresidente, con quien estuvo en contacto durante la jornada de ayer vía WhatsApp. 

“Algo se ha comenzado a conversar pero todavía es muy temprano y además lo que se está buscando tiene más que ver con una tregua y bajar los decibeles, nadie espera que Mauricio se juegue por algunos de los dos candidatos si aún no ha definido qué piensa hacer con el segundo tiempo”, explica un allegado al fundador del PRO que hoy milita por el proyecto presidencial de Bullrich, a quien no ve con ninguna intención de bajarse de su postulación.

De acuerdo a lo que pudimos reconstruir un allegado a Rodríguez Larreta tuvo un encuentro reservado con Macri como primera aproximación en la búsqueda de la reconciliación definitiva, más allá de lo que terminen haciendo ambos en términos electorales. “¿Qué te hizo Horacio para que estés enojado?”, preguntó el mediador. “Nada”, contestó el presidente de la Fundación de la FIFA, aunque rápidamente recordó algunos de los episodios de las legislativas del año pasado cuando el jefe de Gobierno porteño parecía que lo quería jubilar. 

“La charla fue buena, quizás sirva para lograr un encuentro entre ambos este verano en Cumelén, pero no mucho más, falta tiempo para las definiciones”, agrega una fuente cercana a esta movida. Llamo la atención a varios dirigentes del PRO que el expresidente le pidiera al negociador de Larreta por Guillermo Dietrich. Se sabe que estima a su exministro de Transporte pero se trata de una figura muy cuestionada dentro del PRO tanto entre “halcones”, como “palomas”. 

“Si no hay segundo tiempo, lo más probable es que Mauricio se declare neutral y logre que haya gente suya en el armado electoral de Patricia y también de Horacio, al mismo tiempo quiere tranquilizar los ánimos en CABA para evitar que Martín Lousteau se quede con el Gobierno”, afirman dirigentes del interior.

Algunos de ellos estuvieron ayer en el acto de fin de año del larretismo pero a la vez estaban pendientes de cómo le iba a Bullrich en su desembarco en La Plata para inaugurar un local de su espacio. De paso respaldó al senador provincial Juan Pablo Allan como rival interno del intendente Julio Garro. Suena a presión para el jefe comunal platense con quien se reunió anoche. “Patricia quiere que también la respalde a ella o va con su candidato propio”, aseguran en su entorno.

@Mdzol

Copyright © 2021 - Quediario.com.ar

A %d blogueros les gusta esto: