Buscanos en las redes

Política

Criticas de Vitar al fallo judicial que benefició a la SAT

Publicado

el

Comparte esta nota

Despues de que la Justicia Federal desestimara y ordenara el archivo de la denuncia que formuló el dirigente José Vitar contra titular de la Sociedad Aguas del Tucumán (SAT), Augusto Guraiib, y el presidente de la Cámara Tucumana de la Construcción, Jorge Garber, por presunta administración fraudulenta y apropiación ilícita de recursos, el ex diputado nacional dijo que “no cejaré en mi reclamo de transparencia y honestidad”

El 14 de mayo de 2021, el ex diputado hizo una presentación en la que acusa a la SAT de no haber hecho una licitación única para 22 obras de agua y cloacas en distintas zonas de San Miguel de Tucumán, con fondos nacionales promovidos desde el Ente Nacional de Obras Hídricas de Saneamiento (Enohsa), por $900 millones.

Ahora, con el fallo adverso, José Vitar escribió un artículo en El Tucumano en donde expresa lo siguiente:

“Una vez más la Justicia ha frustrado la expectativa de dar respuesta a los reclamos sociales contra la corrupción.En un dictamen escandaloso, el Fiscal Carlos Brito ha desechado nuestra fundamentada denuncia sobre irregularidades en las contrataciones que viene realizando la SAT en anuencia con un grupo de empresas.

De esa manera ha renunciado al deber de investigar, propio de un fiscal federal.
El Fiscal ha basado su decisión en una pericia de la Gendarmería Nacional -organismo que carece de idoneidad sobre la cuestión-, la que fue elaborada por un contador y un arquitecto de dicha fuerza, que lejos están de ser expertos en derecho administrativo y sistemas de contrataciones del Estado.

Escondiéndose en un insustancial parloteo legalista, evitan abordar el aspecto medular de nuestra denuncia, que no mencionan y que desnudan una burda cartelización de las obras, discrecionalmente adjudicada y pagando sobreprecios.

Se trata de un dictamen escandaloso, un funesto precedente que puede llegar a constituirse en una invitación a los funcionarios a eludir la ley de obras públicas y el procedimiento licitatorio.
Igual, no cejaré en mi reclamo de transparencia y honestidad: enriquecerse cobrando groseros sobreprecios es una práctica vil, que en una provincia pobre como Tucumán, equivale a tomarse la sopa de los enfermos en un hospital.

Llamo a la sociedad tucumana a no convalidar con nuestra pasividad la destrucción de la ética pública.Nunca más oportuna la sentencia de Martin Luther King antes de ser asesinado: “No me preocupa el grito de los violentos, de los corruptos, de los deshonestos, de los sin ética. Lo que me preocupa es el silencio de los buenos”.

https://www.eltucumano.com/noticia/opinion/283007/no-cejare-en-mi-reclamo-de-transparencia-y-honestidad?dnd=nota

Copyright © 2021 - Quediario.com.ar

A %d blogueros les gusta esto: