Buscanos en las redes

Policiales

Le dieron prisión preventiva al hombre acusado por violencia de género que protagonizó un tiroteo en el microcentro

Publicado

el

Comparte esta nota

Ayer, condenaron a prisión preventiva a «Pato», quien hirió a su ex pareja, la llevó a la Clínica Mayo y huyó de la policía, provocando un tiroteo. 

"Pato" recibió 90 días de prisión preventiva acusado como autor de los delitos de abuso sexual simple, lesiones leves agravadas por el vínculo y por mediar violencia de género y amenazas agravadas por el uso de arma y resistencia a la autoridad, en concurso real.
«Pato» recibió 90 días de prisión preventiva por abusar y herir a su ex pareja y escapar de la policía.

El martes 18, «Pato» dejó a su ex pareja en la Clínica Mayo, tras provocarle heridas cortantes en el cuello, y después escapó de la policía, provocando un tiroteo. Ese mismo día, se entregó en la Comisaría de San Pablo.

Este jueves 20, se realizó la audiencia para la formalización de cargos y medidas privativas contra este hombre de 46 años. La Unidad Fiscal de Violencia Familiar y de Género I, a cargo del fiscal en feria Ignacio López Bustos, investiga este caso. 

Durante la audiencia, la auxiliar de fiscal, Natalia Carabajal, representó a esta unidad. Ella imputó a «Pato» como autor de los delitos de abuso sexual simple, lesiones leves agravadas por el vínculo y por mediar violencia de género y amenazas agravadas por el uso de arma y resistencia a la autoridad, en concurso real. Luego, Carabajal dijo que secuestraron dos cuchillos y aún faltan recabar otros informes y pidió 90 días de prisión preventiva para el agresor

Finalmente, el juez interviniente aceptó el pedido de condena y dispuso que trasladen al acusado hasta el Penal de Villa Urquiza

Los hechos 

Martes 18 de enero de 2022. Barrio Papel, La Reducción (Lules). Alrededor de las 7:30. «Pato» ingresó a la casa de su ex pareja, la amenazó con un arma de fuego y la llevó al fondo, donde abusó de ella. Después del ataque sexual, le provocó una herida cortante en el cuello con un cuchillo tipo sierrita. La mujer forcejeó con su agresor y cayó al suelo. Entonces, el hombre de 46 años empuñó un cuchillo más grande, de 20 cm, en su mano izquierda y tomó su arma de fuego con la mano derecha. Le dijo que iba a pegarle 6 tiros. 

Después de eso, la llevó al Policlínico de El Manantial y luego a la Clínica Mayo, ubicada en la calle 9 de julio al 279, San Miguel de Tucumán. Allí, le pidieron al hombre que muestre su documentación, pero se negó y escapó. Entonces, la víctima aprovechó para denunciar que él le había provocado las heridas con un arma blanca y que tenía un arma de fuego en su automóvil. 

Al salir de la clínica, el atacante se dirigió al estacionamiento que estaba cruzando la calle para buscar su Renault Sandero gris oscuro y huir. Mientras salía del estacionamiento, fue interceptado por dos efectivos de la Guardia Urbana, un hombre y una mujer, que se enteraron de la situación a través del sistema 911. Los oficiales se colocaron por delante del auto y le dijeron al hombre que baje, pero el sospechoso aceleró. Mientras escapaba, la mujer de la Guardia Urbana le disparó a la rueda del vehículo, pero fue en vano.  

Luego de escapar de la policía, el hombre envió unos audios a la víctima, reclamándole por entregarlo. Después del ataque, la mujer se encontraba fuera de peligro y, ayer, se presentó en la audiencia, donde declaró: «He vivido situaciones de manipulación por parte de mi ex marido y de abuso».

Copyright © 2021 - Quediario.com.ar

A %d blogueros les gusta esto: