Buscanos en las redes

Sociedad

Hace tres días que 63 voluntarios de una ONG están atrapados en la selva del impenetrable

Publicado

el

Comparte esta nota

Hace 15 años que un grupo de más de 50 médicos ingresan a pueblos muy pobres del Impenetrable chaqueño para revisar y ayudar a sus habitantes, muchos de ellos expuestos a los riesgos de enfermedades peligrosas como el chagas y la desnutrición.

Los médicos están refugiados en una escuela de paraje Olla Quebrada, en el Impenetrable Chaqueño.

Eligen esta época del año para viajar por un motivo clave: la poca posibilidad de que haya fuertes lluvias que compliquen la entrada y salida de la selva. También la falta de calor, que resulta agobiante la mayor parte del año en esa zona del país. Pero el tiempo les jugó una mala pasada: el miércoles cayeron 100 milímetros de agua y quedaron atrapados y aislados en medio de una zona inhóspita y salvaje.

«Están en el Impenetrable, a unos 40 kilómetros de Bermejito y a 80 kilómetros de la localidad de Castelli. Los caminos son de tierra y desde el viernes no pueden salir. Las camionetas que los trajeron no logran pasar y se encajan. Dependen de que el intendente de la localidad El Espinillo autorice a que los tractores de la zona puedan despejar los caminos para que pasen los vehículos», describe Ignacio Cloppet, novio de una de las médicas que están allí atrapadas.

El Espinillo es un municipio dependiente del Departamento General Güemes que se creó en 2010. Desde su fundación, el intendente es Ricardo Sandoval, aborigen perteneciente a la etnia toba.»?? Clarín no logró ubicarlo, al igual que los médicos atrapados.

«Estamos varados en el paraje Olla Quebrada en Impenetrable Chaco. somos 63 voluntarios de una ONG. No tenemos ayuda y la necesitamos urgente. 111594218″, dice un tuit publicado este domingo.

Por la redes, los integrantes de la ONG piden ayuda para poder salir del Impenetrable.

«Pude hablar con ellos vía Internet, gracias a una precaria conexión wifi que hay en una escuela rural donde están refugiados. Me dijeron que ya casi se les termina la comida y la están pasando muy mal. Mañana se tienen que ir de la escuela porque hay clases, no están de vacaciones como acá», cuenta Cloppet.

«Hoy dependemos del Intendente, que es el único que nos puede sacar autorizando que vayan unos tractores a despejar los caminos, y se hace el distraído. No atiende. Estamos abandonados sin comida, con peligro de contagiarnos de mal de chagas y mañana nos quedamos sin techo pues estamos parando en una escuela donde comienzan las clases. Por sus secretarios dice que va a mandar ayuda, Pero hace tres dias que promete lo mismo», señalan los varados.

Continuar leyendo...

Copyright © 2021 - Quediario.com.ar

A %d blogueros les gusta esto: