Buscanos en las redes

Sociedad

Hubo diez homicidios en lo que va de agosto

Publicado

el

Comparte esta nota

El fin de semana largo dejó en Tucumán un saldo de cinco personas muertas en hechos violentos, las cuales se suman a otras cinco en lo que va del mes de agosto.

El viernes un hombre de 86 años fue asesinado en un domicilio de Corrientes al 2.500. El autor del homicidio sería su propio hijo, de 43 años. Los investigadores presumen que el hombre habría sufrido un brote psicótico producto de un cuadro psiquiátrico preexistente. El mismo día, dos personas perdieron la vida durante una pelea vecinal en el Barrio San Cristóbal, al sur de la capital.

El domingo, René Antonio Noriega (41 años) y Hugo Horacio Daverio (39 años) murieron a causa de heridas de armas de fuego, mientras otras dos personas resultaron heridas. En principio, la trifulca se habría originado por una pelea entre dos grupos de vecinos enemistados.

Crecen los homicidios en ocasión de robo

Maximiliano Daniel Salas, Policía Federal y oficial ayudante de la División Apoyo Operativo de la Agencia Federal NOA, perdió la vida el domingo, cerca de las cuatro y media de la madrugada, en la puerta de su casa de Las Talitas, cuando delincuentes lo abordaron y le dispararon cuatro veces debajo de la cintura. El hombre llegó sin vida al hospital.

La misma noche del domingo, Álvaro Oscar Cabrera de 20 años murió en la esquina de Diego de Rojas y Lavalle, en un presunto intento de asalto. Según se estima, asaltantes intentaron quitarle la moto y lo ultimaron en esa esquina.

Un hecho similar ocurrió el miércoles pasado, cuando Luis Fernando Castellanos, alias «chata», de 18 años, perdió la vida en circunstancias que se investigan en Ramírez de Velasco 2.500, Villa Muñecas. Una versión asegura que intentaron robarle la moto. Otra, en cambio, asegura que el joven quedó en medio de un enfrentamiento entre dos bandas de ese barrio. Su compañero que viajaba en la moto con él, de apellido Chávez, resultó herido.

Agosto Sangriento

La segunda mitad del año comenzó con un doble femicidio: Pamela Díaz, de 23 años, fue asesinada junto a su hermana, Romina Díaz, por su ex pareja, Daniel Pacheco (35 años). El hombre fue a buscar a la madre de sus dos hijos y luego de una discusión le disparó con un arma de fuego, mató también a su hermana e hirió a la madre de ambas, Susana Díaz (50 años). El femicida escribió una carta para sus hijos y se quitó la vida.

Además, se registraron otros dos crímenes vinculados al narcotráfico. El de Priscila Paz, cuyo cuerpo fue hallado sin vida en un cañaveral de la localidad de San Pablo. Sus asesinos, sostiene la fiscala María del Carmen Reuter, se dedicarían a la comercialización de drogas ilícitas. Finalmente, el caso de Cynthia Pereyra. de 26 años, quien fue asesinada el 9 de agosto, cuando quedó atrapada en el fuego cruzado de dos bandas que se disputarían el territorio en Barrio Juan XXI, conocido popularmente como «La Bombilla». Se trataría de los Correa y los Chuby. La joven regresaba a su casa con su hijo de 4 años cuando recibió el disparo mortal.

La cantidad de homicidios creció en 2018

De acuerdo a un informe elaborado por la Policía de Tucumán para el Ministro de Seguridad, Claudio Maley, en el primer semestre de este año ocurrieron en la provincia 59 homicidios contra 57 registrados en el mismo periodo del año pasado. El estuidio revelado por el diario La Gaceta indica que aumentaron los episodios de violencia intrafamiliar, las muertes por intervención policial y los ajustes de cuenta. En tanto, se redujeron los casos de violencia intravecinal y los decesos en ocación de peleas callejeras.

Finalmente, los femicidios, de acuerdo a este informe, crecieron de forma exponencial. Mientras que durante todo 2017 se registraron 7 femicidios en la provincia, en lo que va de este año fueron 11 las mujeres que murieron en manos de femicidas.

 

Copyright © 2021 - Quediario.com.ar

A %d blogueros les gusta esto: