Buscanos en las redes

Sociedad

La Filmaciones de los locales comerciales complican al joven de 15 por la muerte de Matías

Publicado

el

Comparte esta nota

La Justicia cuenta con los elementos suficientes para descifrar cómo se desencadenó el crimen de Matías Albornoz Piccinetti, el dato de mayor relevancia es que las cámaras de seguridad de los locales comerciales de la zona ratificarían los dichos de los testigos: el menor de 15 años sería el autor del ataque mortal.

Las imágenes muestran que el viernes 19 de mayo, cerca de las 13, los sospechosos de 16 años (el único que fue imputado por el caso), el principal acusado de 15 y otro menor de 14 habrían atacado a un joven que se encontraba en la puerta del local de comidas rápidas que funciona en esa esquina. Después, puede verse que un grupo de alumnos del Gymnasium fueron a ayudar a su compañero y comenzaron a golpear a quienes lo habían atacado. Allí comenzó una persecución, que continuó por calle Santiago donde se produjo el desenlace fatal.

La fiscala María del Carmen Reuter sumó indicios para establecer cuál fue el origen del trágico enfrentamiento del viernes. Según los testimonios de los chicos del colegio universitario, los sospechosos del crimen habrían protagonizado un serio incidente durante el baile que se realizó el sábado anterior al hecho en el establecimiento educativo. Habrían denunciado que uno de los sospechosos había agredido con una manopla a un adolescente que se encontraba en la puerta del Gymnasium por no haberle permitido entrar. También desmintieron que ambos grupos se hayan enfrentado el miércoles 17 durante su semana.

Con estos elementos, la jueza de Menores deberá resolver el futuro de los tres acusados del caso, que actualmente están internados en el Instituto Roca, además si la investigación que realiza la fiscala Reuter así lo demuestra, deberá decidir si los alumnos del Gymnasium afrontarán algún tipo acusación por haber participado de una pelea callejera, según muestran las imágenes que quedaron registradas.

El principal sospechoso, al ser inimputable, nunca afrontará un tribunal por haber cometido este delito. Lo mismo ocurrirá con el chico de 14. Mientras que el de 16 podría enfrentar a un tribunal si es que se confirma su participación en el homicidio. Será juzgado como un adulto, pero la pena será impuesta por un juez de menores.

Copyright © 2021 - Quediario.com.ar

A %d blogueros les gusta esto: